Efemérides de un confinamiento

Tremendo año se nos está quedando, ¿no? Poca broma con el giro tan drástico que han pegado los acontecimientos. No pintaba bien la cosa ya con ese enero interminable, en donde parecía que si no nos moríamos por el calentamiento global, sería por el estallido de la tercera guerra mundial. Lejos queda ahora ese conjunto de preocupaciones —ya casi rutinarias — en un tiempo tan negro como el alquitrán, en donde solo se habla de un virus y de una situación económica complicada. Eso sí, si algo nos ha dejado el confinamiento, además de la piel pálida y el hábito sedentario, es tiempo libre.

En mi caso, el confinamiento resultó ser toda una prueba de fuego en la que dilucidaba cuan capaz era de mantenerme cuerdo mientras la intentona de sostener hábitos saludables durante más de tres días seguidos se derrumbaba cada vez. Tampoco me escondo, no es que fuese un adonis de la productividad antes de que todo esto empezase; al fin y al cabo, los encerrados lo somos a tiempo completo. No obstante, la suerte de libertad condicionada de la que gozamos hoy en día es una movida. Así que, he decidido levantar voluntariamente la tapa del vetusto baúl que componen estas polvorientas instalaciones y emplear un buen montón de letras para hablaros de mis movidas.

Leer más »

Cuatro pensamientos breves del Autor(I)

¡Bienvenidos, queridos lectores! He estado ocupado con la carrera la mayor parte del mes, pero ahora que tengo más tiempo os traigo el artículo de opinión que os prometí traer hace muuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuucho tiempo. Primero de todo, deciros que he terminado los exámenes después de un mes que me ha parecido más largo que la historia interminable. ¿Quiere decir eso que ahora tengo más tiempo libre que antes? Si y no. Acabo de comenzar unas prácticas en una agencia de viajes a media jornada que me ocupa la mayor parte de la tarde, sumado a lo que ocupan las clases por la mañana termino teniendo unas dos o tres horas libres al día. Espero que esto no afecte al tiempo que le dedico al blog, ya que los fines de semana sigo teniendo tiempo libre, aunque habrá que verlo a largo plazo. Terminando con eso, como podéis ver, esta tipología de artículo es nueva, y básicamente comprenderá cuatro recomendaciones,opiniones o comentarios sobre algo de lo que os quiera hablar. Sin más dilación, vamos allá con el artículo.

Leer más »

¿Videojuegos con alma?

¿He dicho juegos decentes? Nada, olvidadlo.

A lo largo de los años la industria del videojuego ha crecido un montón. Hasta tal punto que, hoy en día, no conocer franquicias como Call Of Duty, Pokemon o Fifa es bastante complicado. Sin embargo, en los tiempos de crisis que corren, quieras o no, sesenta euros por un juego es como un buen mazazo en nuestras gloriosas partes bajas. Por lo tanto, es tiempo de priorización, de que las compañías apuesten por juegos seguros, juegos que creen que van a vender, de que saquen lo mejor de sí para vendernos un juego decente que estaremos seguros de comprar aún siendo setenta euros.
Leer más »